¿Qué hace que alguien sea excelente en su trabajo? Tener conocimiento, inteligencia y visión, sin duda. Pero lo que realmente distingue a los líderes más exitosos del mundo es la inteligencia emocional , o la capacidad de identificar y controlar las emociones (propias y ajenas).

Hoy en día, las empresas miran cada vez más a través de la lente de la inteligencia emocional al contratar, promover y desarrollar a sus empleados. Años de estudios muestran que cuanta más inteligencia emocional tenga una persona, mejor será su desempeño.

Sin embargo, lo que la mayoría de la gente no se da cuenta es que dominar la inteligencia emocional no es algo natural. 

Después de pasar 25 años escribiendo libros y fomentando la investigación sobre este tema , *Daniel Goleman descubrió que la inteligencia emocional se compone de cuatro dominios. Y anidadas dentro de estos dominios hay 12 competencias básicas.

No defraude su desarrollo asumiendo que la inteligencia emocional se trata de ser dulce y alegre. Al revisar las competencias a continuación y hacer una evaluación honesta de sus fortalezas y debilidades, puede identificar mejor dónde hay espacio para crecer.

1. Autoconciencia

La autoconciencia es la capacidad de sintonizar con sus propias emociones. Le permite saber qué está sintiendo y por qué, así como también cómo esos sentimientos ayudan o hieren en lo que está tratando de hacer.

Competencia Básica

  • Autoconciencia emocional : comprende sus propias fortalezas y limitaciones; opera desde la competencia y sabe cuándo confiar en alguien más en el equipo. También tiene claridad en sus valores y sentido de propósito, lo que le permite ser más decisivo a la hora de establecer un curso de acción. 

Desarrollando las habilidades:

Cada momento es una oportunidad para practicar la autoconciencia. Una de las claves más importantes es reconocer tus debilidades. Si está luchando con algo en el trabajo, por ejemplo, sea honesto acerca de las habilidades en las que necesita trabajar para tener éxito.

Sea consciente también de las situaciones y eventos de su vida. En momentos de frustración, identifique la raíz y la causa de su frustración. Piense en cualquier señal que acompañe a cómo se siente en ese momento. 

2. Autogestión

La autogestión es la capacidad de mantener bajo control las emociones e impulsos perturbadores. Esta es una habilidad poderosa para los líderes, especialmente durante una crisis, porque la gente los buscará en busca de tranquilidad, y si su líder está tranquilo, ellos también pueden estarlo.

Competencias Básicas

  • Autocontrol emocional : mantienes la calma bajo presión y te recuperas rápidamente de las molestias. Sabes cómo equilibrar tus sentimientos por tu bien y el de los demás, o por el bien de una tarea, misión o visión determinada.
  • Adaptabilidad : Esto se manifiesta como agilidad ante el cambio y la incertidumbre. Puede encontrar nuevas formas de lidiar con desafíos que cambian rápidamente y puede equilibrar múltiples demandas a la vez.
  • Orientación al logro : se esfuerza por alcanzar o superar un estándar de excelencia. Realmente aprecia los comentarios sobre su desempeño y busca constantemente formas de hacer las cosas mejor.
  • Perspectiva positiva : ves lo bueno en las personas, situaciones y eventos. Esta es una competencia increíblemente valiosa, ya que puede generar resiliencia y preparar el escenario para la innovación y la oportunidad.

Desarrollando las habilidades:

Durante los momentos de angustia, no se preocupe ni entre en pánico. Respire hondo y controle sus emociones. En lugar de explotar a las personas, hágales saber lo que está mal y ofrezca algunas soluciones.

Acepte que siempre habrá cambios y desafíos repentinos en la vida. Trate de comprender el contexto de la situación dada y ajuste su estrategia o prioridades en función de lo que sea más importante en ese momento.

3. Conciencia social 

La conciencia social indica precisión al leer e interpretar las emociones de otras personas, a menudo a través de señales no verbales. Los líderes socialmente conscientes pueden relacionarse con muchos tipos diferentes de personas, escuchar con atención y comunicarse de manera efectiva.

Competencias básicas de conciencia social:

  • Empatía : prestas total atención a la otra persona y te tomas el tiempo para comprender lo que dice y cómo se siente. Siempre intentas ponerte en el lugar de los demás de una manera significativa.
  • Conciencia organizacional : puede leer fácilmente las corrientes y dinámicas emocionales dentro de un grupo u organización. A veces, incluso puede predecir cómo alguien de su equipo o los líderes de una empresa con la que hace negocios podrían reaccionar ante determinadas situaciones, lo que le permitirá abordar las situaciones de manera estratégica.

Desarrollando las habilidades:

En primer lugar, la conciencia social requiere buenas habilidades para escuchar. No hables de otra persona ni intentes secuestrar la agenda. Haga preguntas e invite a otros a hacer lo mismo.

Desafiar sus prejuicios y descubrir puntos en común también es clave. Practica ponerte en el lugar de otras personas. Cuando hacemos esto, a menudo somos más sensibles a lo que esa persona está experimentando y es menos probable que se burle de ella, la juzgue o la intimide. 

4. Gestión de relaciones

La gestión de relaciones es un conjunto de habilidades interpersonales que le permite a uno actuar de manera que motive, inspire y armonice con los demás, al tiempo que mantiene relaciones importantes.

Competencias básicas de la gestión de relaciones:

  • Influencia : Eres un líder natural que puede obtener el apoyo de los demás con relativa facilidad, creando un grupo comprometido, movilizado y listo para ejecutar las tareas en cuestión. 
  • Entrenador y mentor : Fomenta el aprendizaje a largo plazo al brindar retroalimentación y apoyo. Pones tus puntos de manera persuasiva y clara para que las personas estén motivadas y tengan claras las expectativas.
  • Manejo de conflictos : se siente cómodo lidiando con los desacuerdos entre múltiples partes y puede sacar a la luz las disputas a fuego lento y encontrar soluciones beneficiosas para todos. 
  • Trabajo en equipo : interactúa bien como miembro del grupo y puede trabajar con otros. Participa activamente, comparte responsabilidades y recompensas, y contribuye a la capacidad de su equipo en su conjunto. 
  • Liderazgo inspirador : usted inspira y guía a otros hacia la visión general. Siempre haces el trabajo y sacas a relucir las mejores cualidades de tu equipo en el camino. 

Desarrollando las habilidades:

Si eres una persona constantemente negativa, te resultará muy difícil gestionar las relaciones a largo plazo. En lugar de concentrarse en “lo peor que puede suceder”, trate de verse a sí mismo como un agente de cambio positivo. 

No tenga miedo de ir en contra de las normas convencionales ni de correr riesgos. Este tipo de personas finalmente dejan a las personas con las que trabajan sintiéndose inspiradas, motivadas y conectadas.

VIDEO DEL DIA!!!

Pin It on Pinterest

Shares
Share This